Condena internacional al cierre de Klubrádió

La Comunidad Económica Europea, desde Bruselas condenó decisión de Hungría de suspender la licencia de una radio independiente. Esta es la consecuencia de la reciente decisión del Consejo de Medios de Comunicación de Hungría (NMHH), controlado por el partido gobernante Fidesz, que  aludió en septiembre a unas supuestas violaciones de la ley de medios de comunicación del país para tomar la decisión de no renovar la licencia de Klubrádió el pasado 14 de febrero y sacar a concurso la frecuencia.

El organismo, creado en 2011 bajo el patrocinio del presidente Viktor Orbán, dijo que la emisora había presentado los documentos administrativos con retraso dos veces en el espacio de un año.

Resultado de imagen para Klubrádió

La dirección de la emisora afirmó en un comunicado que se habían renovado las licencias de otras emisoras más afines al gobierno que habían cometido infracciones similares del código.

El consejo de medios de comunicación dijo que Klubrádió podía solicitar la frecuencia, que da servicio a la capital, Budapest, y sus alrededores.

La emisora había solicitado al tribunal municipal de Budapest un permiso temporal a la espera del resultado del concurso, que no se espera hasta dentro de varios meses. Otras dos emisoras de radio también lo solicitaron.

Klubrádió alegó que la autoridad estaba tratando deliberadamente de desviar la licitación a un callejón sin salida legal.

La semana pasada, el Instituto Internacional de la Prensa, con sede en Viena (Austria), se unió a otras cinco organizaciones de prensa europeas para acusar al partido Fidesz de querer silenciar a Klubradio, en el marco de la represión de los medios de comunicación críticos.

En un comunicado de la semana pasada, la Asociación Nacional de Periodistas Húngaros calificó a Klubradio como “la única emisora de servicio público que queda en Hungría cuyos contenidos no están bajo la influencia del gobierno”.

“La hegemonía de las emisoras progubernamentales aumentaría al 100% con el silenciamiento de Klubradio, lo que no tendría precedentes en Europa”, añadió el grupo.

La investigadora principal de Human Rights Watch, Lydia Gall, calificó en septiembre las decisiones en torno a Klubrádió como “el último de una larga serie de ejemplos de los esfuerzos del gobierno húngaro por frenar a la prensa independiente y tomar el control del panorama mediático”.

Por su parte, el eurodiputado alemán Daniel Freund, que conegoció el mecanismo del Estado de Derecho para los Verdes en el Parlamento Europeo, declaró: “Es la siguiente victoria de Vubrádió”: “Es la siguiente victoria de Viktor Orban en su cruzada contra los medios de comunicación independientes en Hungría… Las acciones de Viktor Orban en Hungría están poniendo en peligro la democracia en toda Europa”.”No podemos seguir de brazos cruzados mientras se construye un sistema autoritario en Hungría”, añadía Daniel Freund.

Hungría ocupa actualmente el puesto 89 de 180 países en la clasificación de libertad de prensa de Reporteros sin Fronteras (RSF). Era el 23º cuando Orban volvió al poder en 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: